Palíndromo: Palabra, frase o texto que puede leerse igual de izquierda a derecha que de derecha a izquierda.

domingo, 27 de marzo de 2011

Un viaje de ida y vuelta

Ana se subió a lomos de un palíndromo. Quería viajar lejos, muy lejos...
Pero a mitad de camino, el palíndromo se giró y la llevó de vuelta a casa.

12 comentarios:

  1. Un excelente microrrelato, MJ. Desde ahora ya sé que medio de transporte usar cuando quiera volver pronto a casa.

    Un beso.

    ResponderEliminar
  2. Corto el viaje, pero al fin y al cabo lo importante es la vuelta.

    Un beso

    ResponderEliminar
  3. Gracias, chicas.
    A mí me ha traído de vuelta :-)

    2 besotes.

    ResponderEliminar
  4. Claro. ¿A quién se le ocurre, montarse en un boomerang?
    Besos

    ResponderEliminar
  5. Pues a Ana y a mí.
    ¡Fíjate que ocurrencia! :-)
    Un beso, Torcuato.

    ResponderEliminar
  6. Muy bueno el relato, breve el viaje pero muy intenso.
    Me gusta eso de que un palíndromo sea una especie de ser a cuyos lomos la gente se pueda montar. Me hace recordar aquellos personajes gigantescos que salían en "La historia interminable"

    Un beso :-)

    ResponderEliminar
  7. :-) El palíndromo es un potro salvaje, difícil de domar.
    Gracias, Ximo.

    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  8. Claro, es que con un palíndromo no sabes si vas o si vienes y además mientras lo descifras, se te va el transporte.
    Original relato.

    ResponderEliminar
  9. Gracias, MA y Nuria.
    Me alegro mucho de que os haya gustado.

    Besos.

    ResponderEliminar